Arranca el IV Congreso Nacional de Áridos

2 octubre, 2015 en 7:37 am

Miércoles, 30 de septiembre de 2015.- Bajo la presidencia de Honor de S. M. El Rey Felipe VI, el sector de los áridos celebra desde hoy, y hasta el próximo viernes 2 de octubre, su IV Congreso Nacional de Áridos en el Hotel NH Collection Madrid Eurobuilding. Esta mañana, la viceconsejera de Economía e Innovación de la Comunidad de Madrid, Rocío Albert, ha inaugurado el congreso junto al presidente de la Federación de Áridos, Joaquín Magalló, el presidente de la Unión Europea de Productores de Áridos (UEPG), Jesús Ortíz, el presidente del Comité Científico, José Luis Parra y Alfaro y el presidente de AFA de Madrid, Manuel Casado.

De izquierda a derecha. José Luis Parra y Alfaro. Presidente del Comité Científico, Joaquín Magalló, presidente de FdA, Rocío Albert, viceconsejera de Economía e Innovación de la Comunidad de Madrid, Jesús Ortíz, presidente de la UEPG y Manuel Casado, presidente de AFA Madrid.

De izquierda a derecha. José Luis Parra y Alfaro. Presidente del Comité Científico, Joaquín Magalló, presidente de FdA, Rocío Albert, viceconsejera de Economía e Innovación de la Comunidad de Madrid, Jesús Ortíz, presidente de la UEPG y Manuel Casado, presidente de AFA Madrid.

 

Con la asistencia confirmada de alrededor de 650 congresistas, de 16 países, con la presencia de 15 directores generales de las Administraciones competentes enminería y medio ambiente, con el apoyo de 25 instituciones (entre ellas el Ministerio de Industria, Energía y Turismo y la Comunidad de Madrid) y con una exposición comercial en la que participan 41 empresas, el IV Congreso Nacional de Áridos ya ha arrancado. El lema, “Construyendo un futuro sostenible”, aúna los objetivos empresariales, con los aspectos técnicos y académicos que se abordan en el Congreso. En este sentido, la viceconsejera de Economía ha señalado que “construyendo un futuro sostenible es el mejor lema que podría tener un congreso ya que resuelve los problemas o las incompatibilidades que siempre se ha pensado que han existido entre la extracción y la protección al medio ambiente. También pasa por una mejor regulación, más acorde con las necesidades del sector con un marco más claro, en el que todo el planeamiento urbanístico tenga en cuenta a los áridos”.

Tras el consolidado éxito de las tres primeras ediciones, celebradas en 2006, 2009 y 2012, en Zaragoza,  Valencia y Cáceres respectivamente, la FdA adoptó la decisión de proseguir con esta iniciativa trienal, aún en estos tiempos de una crisis que empieza a superarse, para dar un impulso al sector extractivo de los áridos acercándolo, cada vez más, a los criterios que conforman el marco del desarrollo sostenible de una actividad moderna y necesaria para la sociedad. La industria de los áridos es la primera industria extractiva de España, de Europa y del mundo, aunque es una gran desconocida de la sociedad.

A pesar de la prolongada crisis que está dando los primeros síntomas de recuperación en el sector, y de las dificultades que todavía lo amenazan, el sector apuesta por su futuro, sabiendo que es estratégico e imprescindible para la sociedad y su desarrollo. En los peores momentos de su historia, aún sigue siendo la primera industria extractiva española, en número de empresas, explotaciones, trabajadores y producción. Puede asegurarse que la industria de los áridos es, y seguirá siendo, imprescindible para el desarrollo económico y social de España. En este sentido, el presidente de FdA, Joaquin Magalló ha comentado durante la rueda de prensa que “el sector de los áridos está empezando a experimentar una ligera mejoría respecto a la situación decrisis sin precedentes que hemos padecido estos últimos años, aunque también debemos hacer notar que no todas las comunidades autónomas están al mismo ritmo e incluso algunas siguen retrocediendo. El camino hacia la recuperación de un nivel de actividad sostenible es todavía muy largo e incierto”.

Su repercusión económica va más allá de la construcción, que produce una parte importante del Producto Interior Bruto, es totalmente dependiente de las canteras y las graveras. Es una industria que crea empleo y riqueza en las áreas rurales, ofreciendo un futuro profesional a los jóvenes. Unas 40.000 personastrabajan directa o indirectamente en este sector. “Es importante saber que la mayor parte de los áridos se consume a una distancia de menos de 50 kilómetros de las explotaciones, por lo que se puede decir que los áridos son un recurso local que esta industria proporciona para satisfacer las necesidades locales de materiales”, ha apuntado César Luaces, director general de FdA y Anefa.

OBJETIVOS SECTORIALES DEL CONGRESO

Los objetivos sectoriales principales del IV Congreso Nacional de Áridos están íntimamente relacionados con su  lema “Construyendo un futuro sostenible”:

En los estertores de la crisis que se está terminado de vivir, es preciso redoblar los esfuerzos para volver a diseñar y construir el sector, dotándolo de una dimensión de sostenibilidad más robusta. El sector de los áridos está obligado a tomar medidas para redimensionarse y encarar el futuro con garantías.

El Plan Estratégico 2012 – 2025 del Sector de los Áridos, presentado en el Congreso anterior, sigue plenamente vigente, con sus propuestas, soluciones y alternativas.

Las empresas españolas de áridos están a la cabeza de Europa en Gestión Sostenible y en Seguridad y Salud en el trabajo, y deben seguir avanzando en estas materias. Contribuir activamente a la sostenibilidad de esta Sociedad es un reto aceptado y asumido por el sector de los áridos, cuyas empresas conocen las claves para tener éxito en ese empeño.

Preparar al sector para recuperar los grados de inversión en su desarrollo técnico y para adaptarlo a los nuevos conceptos económicos que están apareciendo, como la economía circular o la necesidad de garantizar las máximas cotas de reciclado de los materiales, evitando las emisiones de CO2 a la atmósfera.

El sector, con el apoyo de las Administraciones, tiene que luchar para erradicar la competencia desleal y para mejorar la situación jurídica de las empresas. El sector reclama modificaciones legislativas para evitar la competencia desleal y una acción contundente de las Administraciones competentes contra ésta. Ahí se incluyen las extracciones de materiales en las obras civiles, que juegan con una baraja diferente en lo referente a normas ambientales, menores costes de acceso alrecursos, inferiores controles, condiciones de seguridad para los trabajadores más permisivas, y procedimientos burocráticos abreviados, cuando la actividad es idéntica.

El incremento de la seguridad jurídica de las empresas es decisivo, para mejorar el sector, poder dotar de perspectiva a largo plazo a las empresas y a sus inversiones.

La estabilidad económica del sector también pasa por el cumplimiento de la legislación vigente respecto a la reducción de los periodos de pago, puesto que el esfuerzo de las Administraciones por reducirlo, ha sido en beneficio del contratista principal y no de los proveedores o de las subcontratas. También es necesaria la desaparición de efectos frontera por la aplicación de criterios normativos y procedimientos diferentes en cada Comunidad Autónoma, incluyendo los distintos niveles de exigencia, vigilancia y sanción.

Por último, es necesario alertar sobre la necesidad de que se vertebre una verdadera política de inversiones en ejecución de infraestructuras, que priorice las que son necesarias (por ejemplo para cubrir el enorme déficit existente en las relacionadas con la gestión del agua) e incluyendo el mantenimiento de las ya existentes que está bajo mínimos y que puede abocar, a España, a perder mucho de lo que tantos recursos le ha costado construir.

En definitiva, el sector debe esforzarsepara demostrar a la sociedad la importancia estratégica de la actividad de producción de áridos y seguir fomentando la conciencia como colectivo industrial básico para la economía del país.